Eclipse de luna6 min read

Publicado el
Eclipse Lunar 2019

Eclipse parcial de Luna

Anoche, 16 de julio de 2019, pudimos disfrutar de un evento astronómico increíble, un eclipse parcial de Luna, que alcanzaría un máximo del 70%, dejando a nuestro satélite parcialmente oculto tras las sombra de la Tierra. Hoy os vamos a explicar algunas curiosidades, primero, en qué consiste un eclipse de Luna, qué conclusiones podemos obtener de un eclipse parcial y por último, cómo planificar y obtener una foto como la que encabeza el post. Para comenzar, un eclipse de Luna se produce cuando la Tierra se interpone entre ésta y el Sol. El Sol proyecta su luz sobre la Tierra y la Luna, en el lado opuesto, se ve cubierta por la sombra de nuestro planeta. En ocasiones, este fenómeno se produce de manera parcial, y podemos ver perfectamente el perfil redondeado de la Tierra sobre la superficie lunar. La conclusión que de esto se extrae no gustará nada a los "terraplanistas". Como veis, la silueta de la Tierra es redonda, si no fuese así, veríamos, qué sé yo, ¿esto?

Eclipse de Tierra Plana
Eclipse de Tierra Plana

Cómo obtener una foto del eclipse parcial de Luna

Bien, a lo que vamos. Una vez que sabemos cómo se produce el eclipse, lo que queremos es fotografiarlo. En este momento nos surgen varias dudas, desde cuál es el mejor lugar para verlo a qué equipo necesito para realizar la foto. En cuanto a la primera cuestión, un eclipse de Luna, a diferencia del eclipse de Sol, "se ve desde cualquier parte del mundo que tenga el satélite sobre su horizonte a la hora del fenómeno", así lo explica Mar Gómez en este hilo de twitter:

Pero para ser más concretos, una vez que sabemos que podemos observarlo desde el lugar donde nos encontramos, ¿cómo encuentro una ubicación que me guste, con un buen paisaje, etc., para capturar el eclipse de la mejor manera posible? Entramos en el terreno de la planificación, para ello, primero debemos fijar un objetivo, en nuestro caso, el Tiede. Queremos que la Luna aparezca justo por encima del volcán en el momento de fotografiarla. Llegados a este punto, os recomiendo la app Photopills, es una aplicación de pago, cuesta unos 10€ pero os será de gran ayuda. Con Photopills puedes situar sobre el mapa el objetivo a fotografiar, automáticamente se proyectarán unas líneas rectas indicándote desde qué lugares y a qué hora será visible la Luna. Os pongo una captura para que os hagáis una idea más precisa.

Captura Photopills
Captura Photopills

Desde este punto, sólo queda buscar una carretera, camino o un punto accesible a pie desde el que tengamos buena visibilidad, que atraviese la línea que nos marca la app, que no esté oculto por árboles, edificios, etc., y que sirva a nuestro propósito. Os recomiendo ir un día antes al lugar o si no, ir con tiempo de sobra y organizar con calma la sesión para evitar cualquier imprevisto. Nosotros, previsores, fuimos un día antes a comprobar que el lugar elegido era el correcto, y mirad, esta fue una de las pruebas que hicimos.

Luna Llena sobre el Teide
Luna Llena sobre el Teide

En este caso, lo teníamos fácil, cuando la Luna salió, aún había suficiente luz de día y el contraste entre el paisaje (Teide) y la luz de la Luna, no era muy alto, así que en una sola toma pudimos obtener esta impresionante fotografía, pero, otra curiosidad, para quien no lo sepa, la Luna sale cada día 50 minutos más tarde, debido a su propio movimiento de traslación alrededor de la Tierra, así que al día siguiente, veríamos el eclipse en plena noche, lo que complica bastante la fotografía, después os cuento, paso por paso.

El equipo

Teniendo en cuenta todas estas vicisitudes, es obvio, que necesitamos un equipo medianamente profesional para realizar este tipo de fotos. Al menos una reflex y un trípode estable.

Nosotros realizamos esta foto con el siguiente equipo:

Cámara Nikon D750, Objetivo Tamron 150-600mm G2, Trípode y disparador remoto.

Quizás lo más importante aquí sea el trípode. La cámara y el objetivo, simplemente con una réflex y un teleobjetivo no demasiado largo ya nos vale, podríais utilizar un 70-300mm e incluso un 200mm. Nosotros disparamos a 150mm, así que, no es lo más importante que el teleobjetivo sea muy potente. En cuanto al disparador remoto, también podéis usar el temporizador de la cámara.

Ahora sí, ¿cómo hicimos la foto?

Disparo y procesado

Como os adelantaba un poco más arriba, el hecho de que el eclipse se produzca totalmente de noche implica una serie de problemas, a saber, el paisaje está totalmente oscuro, porque la luz de la Luna parcialmente oculta no es suficiente para iluminarlo, por otro lado, la parte visible de la Luna emite una luz demasiado fuerte en contraste con el paisaje, y los sensores de la gran mayoría de las cámaras no son capaces a día de hoy, de procesar ese contraste tan bien como lo hace el ojo humano, esto se traduce en que si disparas con una exposición suficientemente larga como para captar detalles del paisaje, la luna saldrá BLANCA completamente, pero si disparas con una velocidad de obturación rápida para conseguir detalles en el satélite, el paisaje saldrá totalmente oscurecido, y cuando digo totalmente es que sólo veremos en la foto el trocito de la Luna que emite luz, eso sí, con gran detalle.

Una foto con una configuración intermedia, no nos permitiría igualmente un buen procesado, si subiéramos la luz en las sombras tendríamos demasiado ruido y una foto fea, al contrario, probablemente tampoco conseguiríamos un gran detalle en la Luna, así que la solución, hacer varias capturas y montarlas en Photoshop.

La foto de la cabecera, consta de 10 tomas, una para el paisaje y 9 para la Luna, en las que iremos tomando imágenes con exposiciones progresivamente cada vez más cortas, pasando de los 2" a 1/200, con las que conseguiremos la gradación necesaria en la roca posteriormente. Os pongo 3 ejemplos de esas 9 tomas.

Una vez tengamos las 10 imágenes preparadas llega el momento del procesado. Dejaremos como fondo la fotografía con mayor exposición, e iremos superponiendo capas de mayor a menor exposición para la Luna. En este momento, tenemos que tener en cuenta que el satélite se desplaza a gran velocidad y en cada imagen sucesiva aparecerá unos píxeles por encima de la anterior, por lo que habrá que ajustar su posición.

Cuando tengamos todas las imágenes bien posicionadas, procedemos a realizar la gradación de la Luna. Ayudándonos de máscaras de capas, iremos dejando en la parte oscura de la Luna las fotos más luminosas, y en la parte clara, las fotos con más detalle. De esa manera, conseguimos una gradación natural del eclipse, con detalles también en el paisaje.

Eclipse Lunar 2019
Eclipse parcial de Luna, 16 de julio de 2019

Como siempre, espero que hayáis disfrutado del post y de las fotos, y que hayáis aprendido algo con nosotros. Si os gusta, compartid o comentad. Siempre nos gusta tener en cuenta vuestras opiniones.

¡Nos vemos pronto!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *